¡¡Bienvenidos!!

Azul Habana es una casa de familia que abrió sus puertas en el año 2010 a los viajeros de todo el mundo con el fin de compartir nuestra cultura con personas de otras tierras y que pueda conocer nuestra Habana que es ciudad de luz, color, alegría y calor. Es tierra de atractivos contrastes, ciudad marcada por el tiempo con inagotables valores Histórico-Patrimoniales, es sonido de tambores, violines, gente bulliciosa y desenfadada. Mezcla de razas y culturas, es blanca, negra, entusiasta, alegre, sensible, que disfruta del exclusivo don de saber compartir su alegría y fascinar a cuantos le conocen.
Le invitamos a usted a ser parte de nuestra familia. En nuestra casa puede disfrutar de todos los espacios, que son: salas, comedores cocinas, patio, balcones y terrazas. Además le podemos dar información sobre Habanos, Café y Ron Cubano,dónde cambiar su moneda, centros nocturnos, bares, restaurantes, souvenir, en fin, para nosotros es un placer ayudarlo a usted a que pase unas lindas vacaciones en la Habana.
Muchas Gracias por elegirnos. Le deseamos una feliz estancia.

Un alojamiento ubicado estratégicamente puede influir positivamente en el disfrute de su viaje a La Habana. En este sentido, el Hostal Azul Habana tiene varios puntos a su favor. Lo más importante es que está en el centro histórico de la Habana Vieja. Está ubicado en una calle tranquila, de poco tráfico de vehículos y personas, pero cercano a arterias principales de la ciudad. Se encuentra cerca de museos, restaurantes, fortalezas, plazas, parqueos y otros lugares de interés.

Posiblemente amaneció hace rato. Usted no lo sabe. Ha dejado la ventana cerrada. Se levanta con desgano, mira la hora y piensa que ya debía estar listo para partir. Siente la necesidad de un poco de luz natural, luego de tanta noche y paredes… Abre la ventana y el día con discreción le ilumina su despertar. Así podría comenzar su jornada en el Hostal Azul Habana

Si usted prefiere, puede cenar en casa, antes de salir a conocer La Habana nocturna. De esta manera se evita aventurarse en algún restaurante desconocido, donde quizás la comida no tenga la calidad esperada, o el precio no se corresponda con la cantidad. Pero igualmente le pueden recomendar un buen lugar para que vaya al seguro. Con frecuencia los mejores restaurantes requieren reservar previamente. En el Hostal Azul Habana posiblemente cenará más a gusto, sin miradas indiscretas o conversaciones ajenas perturbando su momento.